Oiga Radio
Internacional Política

El mundo respira aliviado por la victoria de Joe Biden

Los líderes europeos apuntan al cambio climático, la seguridad y el comercio, los desafíos globales, de cara a la futura relación transatlántica

Europa ha acogido con «alivio, alegría y grandes esperanzas» la derrota de Trump. Hace cuatro años el Viejo Continente esperaba la victoria de Hillary Clinton, pero tras la época más desestabilizadora, confusa y preocupante para la Unión Europea en lo que a las relaciones transatlánticas se refiere, lo único que contaba era la derrota de Donald Trump. Daba igual cómo, contra quién o de qué manera. Lo que esperaban prácticamente la totalidad de los líderes continentales y comunitarios (salvo Hungría o Eslovenia, que no ocultaban su apoyo al republicano) era el cambio de interlocutor.

Los 27 llevan desde el miércoles por la mañana quemando el botón de actualizar en sus teclados, pero la nota dominante ha sido la prudencia. Se llevaron sorpresas y disgustos inmensos en 2016, con el referéndum británico y la elección de Trump, y no querían meter la pata. Hasta hoy. No han esperado a resultados oficiales ni a que el perdedor aceptara la derrota. Primeros ministros, presidentes y altos cargos europeos se han lanzado a las redes sociales para festejar, sin disimulo alguno, su enorme alivio.

El primero fue el primer ministro irlandés, Micheál Martin, destacando la buena relación de Biden con su país. Le siguieron el griego Mitsotakis, con un mensaje en la misma dirección. Y a continuación desfilaron los de Malta, Bélgica, Lituania y ya todos los demás. «Tenemos mucho que hacer para afrontar los retos actuales. ¡Actuemos juntos!», instó Emmanuel Macron. «El pueblo americano ha elegido a su 46 presidente. Felicidades Joe Biden y Kamala Harris. Os deseamos suerte. Estamos preparados para cooperar con los EEUU y hacer frente juntos a los grandes retos globales», se sumó el español Pedro Sánchez.

El tipo de reacciones sirve para entender los muchos frentes abiertos y la importancia que tiene el socio de Washington en el día a día europeo: cooperación transatlántica, clima, comercio y seguridad son las palabras más repetidas en los mensajes de felicitación. La reflexión del lituano Gitanas Nausedas ilustra la gran preocupación militar, pues hizo referencia explícita a la Defensa y al «liderazgo norteamericano en la OTAN», la institución más amenazada durante el mandato de Trump.

Sin embargo, más allá de intereses, hay también emociones, sentimientos, reacciones muchísimo más primarias e inusuales a este nivel. El que resumió de forma más completa el sentir general fue el comisario europeo de Empleo y Derechos Sociales, Nicola Schmit, que habló de «alivio, alegría y grandes esperanzas», pensando en una relación futura sustentada sobre «valores y justicia social». El más efusivo fue probablemente el comisario de Asuntos Económicos y ex primer ministro italiano, Paolo Gentiloni: «un día inolvidable para Europa y la democracia. Estoy dando palmas». En la misma línea, su predecesor, Pierre Moscovici: «América vuelve a ser decente».

La nota disonante la ha aportado, una vez más, el líder esloveno, Janez Jansa, que hace tres días felicitó con entusiasmo a Trump y Mike Pence diciendo que su victoria era clara. En un tuit más rebuscado, el esloveno ha recordado que hay pleitos en marcha en diferentes estados y que «los tribunales ni siquiera han comenzado a decidir», pese a lo cual y sin que un organismo oficial haya certificado la victoria, se están viendo felicitaciones. La ironía es perfecta al cerrar su tuit con una pulla clara a Bruselas: «Cosas del Estado de Derecho», ha dicho, en referencia a las polémicas que sobre esta cuestión está teniendo la Comisión Europea y el Parlamento con Varsovia, Budapest y cada vez más, su propia capital.

Desde las instituciones, satisfacción sin matices. Saben que sin Trump el trumpismo sigue, y que para temas decisivos la composición del Congreso será decisiva, pero tras el desastre que fueron todos y cada uno de los encuentros de los últimos cuatro años, cualquier cosa será mejor. «Covid, multilateralismo, cambio climático y comercio internacional son algunos de los desafíos que Europa quiere abordar de forma conjunta», apunto el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel en un comunicado en el que recuerda que están siguiendo los recuentos y que confían en que las autoridades norteamericanas certifiquen el ganador, cubriéndose moderadamente la espaldas.

«El mundo necesita una relación fuerte entre Europa y Estados Unidos, especialmente en estos tiempos difíciles. Deseando trabajar juntos contra el Covid-19, el cambio climático para combatir lar reciente desigualdad», ha coincidido el residente del Parlamento Europeo, David Sassoli. «Felicito calurosamente Joe Biden y Kamala Harris por su victoria en las elecciones presidenciales de Estados Unidos. La UE y EEUU son amigos y aliados, nuestros ciudadanos comparten los vínculos más profundos. Espero trabajar con el presidente electo Biden», zanjó la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen.

Artículos Relacionados

Escape: Easy living and well-priced homes on the Sunshine Coast

Oiga Radio

¿En qué países TikTok ha sido bloqueada?

Oiga Radio

Sergio Fajardo triplica a Gustavo Petro en imagen favorable

Oiga Radio

Deja un comentario